La Fuerza de la Fe

La voz de Puertollano
La Voz de Puertollano en Facebook
La Voz de Puertollano en Twitter
Son las 05:49 del Sábado, 18 de Mayo del 2024.
La Fuerza de la Fe

 

Cuando en 1947 la India consiguió su independencia, los rusos, que siempre habían mostrado aprecio e interés por el país, se apresuraron a construir gigantescas industrias siderúrgicas. A renglón seguido, descubrieron que reinaba un caos total en los asuntos más elementales de la nueva nación. Por fortuna, todo acabó funcionando bien y finalmente los rusos dijeron: "Después de esta experiencia en la India, creemos que Dios existe”.

La fe sostiene y cuida

La fe es como una madre, que cuida del niño a pesar de sus rabietas. La Madre Naturaleza trabaja incesantemente para el ser humano, tratando de satisfacer todas sus necesidades. Su mano no se ve; sin embargo, está ahí, sosteniéndonos a todos nosotros. Este sentimiento es, en el ser humano, la base de la fe.

El doctor Jayadeba Yogendra y su fe inquebrantable

En la notoriamente displicente industria india de mediados del siglo pasado, la industria de la telefonía se llevaba la palma de la ineficiencia. Durante muchos años, a pesar de las solicitudes, ruegos y súplicas, los teléfonos de The Yoga Institute no funcionaron correctamente, lo que obstaculizaba notablemente el trabajo. En la temporada de lluvias era aún peor. Hasta que un día, a finales de los años 60, el entonces presidente de la India, Zakir Hussain, visitó el Instituto y, tras comprobar lo que sucedía con el teléfono, determinó como máxima prioridad la instalación de una línea telefónica infalible. Se hizo en un santiamén: veinte años de retraso solucionados en un par de días. La fe del doctor Jayadeva Yogendra (presidente de The Yoga Institute e hijo de su fundador, el gran yogui Shri Yogendraji) funcionó. Y cada vez que dudábamos sobre el lado benévolo de la naturaleza, él siempre sugería que deberíamos tener fe. Porque śraddhā, la fe, es la fuerza de la India.

La fe es el fundamento para la espiritualidad del yoga

No preguntes si estás progresando en el yoga y haz tus prácticas diariamente. La energía surge de la fe, pero la duda la destruye. No pierdas la fe cuando las cosas vayan mal.

Tagore decía que cuando una madre está amamantando a su hijo y se lo cambia de pecho, el bebé llora, pensando que le están quitando el alimento. Pero la madre sabe bien lo que hace: quiere darle más leche a su hijo.

Ten paciencia cuando las cosas no salgan como deseas. La Madre Naturaleza sabe más. Ten fe en ella. La fe, como afirma Patanjali (Yoga Sutra I.20) crea entusiasmo.

 

Harold Sequeira

Maestro de Yoga en The Yoga Institute de Bombay (India)

Ilustración: collage de Harold Sequeira

Traducción: Juan Felipe Molina

La Fuerza de la Fe