El océano al final del camino

La voz de Puertollano
La Voz de Puertollano en Facebook
La Voz de Puertollano en Twitter
Suscríbete a las noticias diarias en tu email
Recibe todas las noticias de Puertollano en tu correo
Son las 22:31 del Miércoles, 16 de Octubre del 2019.
El océano al final del camino

Para nuestra primera recomendación nos decantamos por esta lectura fresca y sencilla pero con mucho fondo y sentimiento que estoy segura no os dejará indiferentes, El océano al final del camino una novela escrita por Neil Gaiman, reconocido por ser el maestro de la novela gráfica, autor de varios libros infantiles y juveniles (Coraline, El libro del cementerio…) además de novelas para adultos (American Gods, Los hijos de anansi…) que han sido aplaudidas por crítica y público.

  Tenía muchas ganas de leer El océano al final del camino, y como todo lo que leo de Neil Gaiman no me ha defraudado en absoluto, esta historia es el recuerdo que un hombre de 47 años tiene al visitar la casa en la que vivía cuando era pequeño, recuerdo que lo remonta a cuando tenía 7 años y conoció a una niña llamada Lettie Hempstock, que vivía en una granja al final del camino con su madre y su abuela. La granja escondía muchos secretos, muchas puertas y un pequeño estanque que, en realidad, era un océano… Aunque es un adulto el que tiene el recuerdo la historia está contada a través de los ojos de un niño, es como si al recordar volviera a ser un niño, y viera las cosas desde el punto de vista de la ingenuidad y la imaginación que todos poseemos a esa edad. Dando lugar a entender que en el recuerdo se mezcla lo real con la fantasía y creando un mundo lleno de cosas poco comunes como un océano que existe desde el principio de los tiempos en forma de estanque. Una vez que ese recuerdo se va, el protagonista vuelve poco a poco a la realidad olvidándose por completo de cómo ha llegado a la granja y que hace sentado observando el estanque.

 Me he enamorado totalmente de los personajes de las mujeres de la familia Hempstock (Lettie, la Sra. Hempstock y la anciana señora Hempstock), unas mujeres muy carismáticas, que dan un toque muy original a la historia, me he quedado con ganas de saber mucho más a cerca de ellas. Cuento al estilo Gaiman muy ágil, y repleto de fantasía, personajes oscuros y mundos paralelos macabros que conviven en perfecta armonía con el nuestro, totalmente recomendable esta lectura llena de imaginación, fantasía, magia, oscuridad y recuerdos a través de un adulto que vuelve a ser niño por un breve periodo de tiempo.  “A medida que nos hacemos mayores nos transformamos en nuestros padres; si pudiéramos vivir lo suficiente, veríamos cómo se repiten las mismas caras una y otra vez.”

 Irene Rosa

Videos disponibles

Contacto
La voz de Puertollano
Puertollano (Ciudad Real)